// entredos@fundacionentredos.org // 915220022 //

Carta de las matronas de Fundación Entredós

Matronas y coordinadora de Fundación Entredós

Queridas socias y amigas de Entredós,
Os enviamos ánimo, esperanza y nuestro deseo de volver a encontrarnos y abrazarnos de nuevo. Entre tanto, las actuales matronas de la Fundación Entredós, la coordinadora, las profesoras y socias voluntarias, estamos trabajando para poder sostener el espacio durante el periodo que dure el confinamiento. 
Son momentos complicados donde todas, a nivel personal, familiar laboral, de activismo, etc. estamos adaptándonos a un escenario nuevo para el que no hemos tenido tiempo de ensayos. Estamos seguras de que cada una de nosotras lo está tratando de hacer lo mejor posible y que podremos sacar, si así lo que queremos, aprendizajes valiosos del modo en que hemos atravesado esta situación, individual y colectivamente. 
Entredós, como cada quien, se ha quedado en estas circunstancias que estamos viviendo sin estructura y estamos esforzándonos en crear una nueva, tratando de construir a través del formato online la casa grande que nos haga sentir cercanía entre nosotras y que somos comunidad. En este sentido las matronas estamos tomando algunas decisiones en relación al reparto de tareas, gestión de la Fundación y rediseño de actividades y talleres como ha sido decidir no declararnos en suspensión de actividad, no hacer un ERTE a nuestra coordinadora, asumir desde el matronato parte de las tareas de la coordinación, entre ellas la de difusión y continuar con algunas de nuestras actividades y talleres de forma online. 
En esta situación de mirada global y colectiva, es difícil atender a los malestares y los conflictos individuales que entendemos, os puedan surgir, pues estamos cumpliendo con otros tiempos, otros ritmos y otras prioridades. En estos momentos donde podemos sentir conflictos o malestares, porque donde hay relación los hay, es muy importante que podamos abordarlos desde el cuidado a una misma y a las otras en esta situación de máxima vulnerabilidad por la que estamos atravesando todas, como Fundación y como mujeres. Para poder abordar los malestares individuales desde el cuidado al colectivo, algo que se sale de la lógica patriarcal, es importante hacerlo en un contexto de escucha mutua, de facilitación y de mediación. Os recordamos que para poder hacer una facilitación está a vuestra disposición, como así os anunciamos en la reunión anual de socias, Rosa Paradela. También Tania R. Manglano y María Juárez, desde el área de socias y a través de este correo electrónico, podemos recoger vuestros malestares para derivarlos a un contexto de mediación con nuestra facilitadora, y trabajarlos desde este marco de cuidado mutuo, cuando sea posible.
El pilar principal de Entredós y nuestra forma de hacer feminismo en esta casa es poner en práctica «la confianza entre mujeres como apuesta política». A este pilar nos encomendamos para que podamos apoyarnos en las socias y amigas de Entredós en las decisiones que el matronato estamos tomando. Son decisiones orientadas siempre al bien de Entredós, meditadas y basadas en la información sobre las necesidades de la Fundación que la experiencia y el tiempo acumulado a lo largo de los años de ejercicio y experiencia en el matronato, nos han permitido conocer. 
Sabemos que las decisiones que tomemos no tienen por qué ser compartidas por todas. Asumimos que no tienen por qué ser las correctas. Pero son decisiones fundamentadas en el conocimiento y la información de la que disponemos y siempre enfocadas a cuidar un bien mayor, que es Entredós, que es más grande que cualquiera de nosotras.
Sabiéndonos imperfectas, pero también sabiéndonos las responsables actuales de la toma de decisiones sobre la Fundación, os pedimos confianza en los pasos que estamos tomando y sobre los que además, siempre os informamos en la reunión anual de socias o sobre los que nos podéis consultar en cualquier momento a través del correo electrónico del matronato.
Para terminar, nos gustaría acudir a las palabras de una de nuestras Maestras, Teresa de Ávila, cuando dirigiéndose a sus hermanas, decía: «Importa tanto este amor de unas con otras, que nunca querría que se os olvidase; porque de andar mirando en las otras los fallos, quizá lo echemos a la peor parte, pues puede el alma perder su paz e inquietar el de las otras; ¡mirad si nos costaría cara la perfección!» para recordarnos que la mediación en Entredós, la medida, nunca fue ni es la búsqueda de perfección, más lo es y deseamos que lo siga siendo, la puesta en juego de la confianza entre mujeres. Esa confianza es una red maravillosa, capaz de sostener procesos vivos y humanos como los que encarnamos.  
Os enviamos un enorme abrazo,

María Juárez Escario, matrona.

Comments are closed.